Publicado Febrero 14, 2021
Fuente:
Ecocidio en Marga Marga: resiste Quilpué, la ciudad del sol

INTRODUCCIÓN

En Chile, los incendios forestales son catástrofes cada vez más recurrentes, generando una serie de impactos ambientales y sociales que afectan a los ciudadanos y abren paso a la especulación inmobiliaria. En la Región de Valparaíso, la Provincia de Marga Marga ha sido especialmente afectada durante este verano, como este 14 de enero pasado, cuando se desató un incendio criminal en el sector del lago Las Peñuelas. Si bien la Conaf (Corporación Nacional Forestal) ha hecho esfuerzos en materia de prevención, las áreas verdes de la región están cada vez más expuestas ante los proyectos de urbanización. También están expuestos los pobladores de las zonas afectadas que deben ser evacuados en cada catástrofe, y los vecinos de las ciudades de Quilpué, Villa Alemana y Limache, aún cuando el fuego no penetre las ciudades. La pérdida de fauna y bosques nativos terminan inevitablemente por degradar el medioambiente social, desconectando aún más las urbes de su entorno ecológico y destruyendo la identificación simbólica de una identidad local con su ecosistema. Quitenle áreas verdes a los ciudadanos y los harán infelices. En Chile, un incendio puede representar el fin de una área verde milenaria, porque muchos bosques nativos no tienen la oportunidad de renacer. Lamentablemente, un suelo siniestrado es como una ventana que abre un mundo de oportunidades comerciales y urbanísticas, ante la que se encuentran agazapados y expectantes los anteproyectos inmobiliarios. Ahí es cuando interactúa el Plan Regulador Comunal[1] con el derecho municipal sobre el cambio de denominación de suelos. El problema es que se puede tomar una decisión en secreto y entre cuatro paredes, y esto propicia la corrupción.

En la Provincia de Marga Marga, la comuna de Quilpué se encuentra particularmente en peligro: la noche del jueves 14 de enero de 2021, se detectó un primer foco de incendio, y el viernes 15 de enero por la mañana se detectaron dos más. Todos estos focos fueron rápidamente identificados como criminales por la Conaf. A partir de ahí, la fiscalía regional de Valparaíso anunció que el fiscal de Quilpué, Carlos Parra, sería el encargado de abrir una investigación por el incendio. El fiscal declaró a los medios de prensa que el origen de estos incendios era de una “intencionalidad extrema”[2]. Al cabo de cinco días el incendio pudo ser controlado, pero casi 4000 ha de áreas verdes fueron consumidas, 7 viviendas fueron destruidas y hubo un total de 10 personas damnificadas, además de una gran cantidad de vecinos evacuados. Para controlar el incendio se necesitaron en total “15 técnicos, 41 brigadas de bomberos, 8 aviones cisternas, 1 avión de observación y coordinación, 18 helicópteros, un avión de la Armada y 14 cisternas municipales”[3]. El siniestro, que comenzó en la Reserva Nacional del Lago Peñuelas, consumió aproximadamente 3.900 hectáreas de “pastizal, matorral, eucalipto y arbolado nativo”, de acuerdo a información de la Corporación Nacional Forestal (Conaf).

Q

 

La amplitud de la zona afectada, la ardua labor de bomberos y el origen criminal de los incendios captaron la atención de diversos medios de prensa. Pero a pesar del interés de los canales televisivos por destacar la labor institucional en su lucha contra el fuego, no se le abrió suficiente espacio mediático a los defensores locales por el medio ambiente. Las organizaciones sociales del sector son la primera línea en materia de prevención y concientización ambiental, pero su importancia social es muy desestimada por las autoridades locales.

SOSPECHAS DE CORRUPCIÓN EN EL CONCEJO DE QUILPUÉ

El 16 de enero y en medio de la catástrofe ecocida, la Asamblea Vecinal Los Pinos emitió una denuncia pública señalando al alcalde Mauricio Viñambres[4], y al concejo municipal de Quilpué por complicidad con las inmobiliarias, y eso dado la existencia de un anteproyecto inmobiliario que amenaza el Parque Natural y colinda con la zona siniestrada por los recientes incendios. En la declaración, posteada en las redes sociales de la Asamblea, acusan de sospechosa una votación del Concejo en abril 2019, en la que se revirtió por mayoría una decisión tomada con respecto al Parque cerro Los Pinos, una reserva natural constantemente amenazada por los incendios. En efecto, en marzo de 2019, el Concejo votó a favor de declarar al parque Los Pinos como área verde de la comuna de Quilpué. La votación fue de 5 votos a favor y 3 en contra. Sorpresivamente y solo un mes después de la votación anterior, el Concejo revirtió su decisión en una nueva votación. ¿Qué pasó con los votos que apoyaron la decisión en marzo? Los vecinos de Quilpué se preguntan si existió algún tipo de tráfico de influencias u otro tipo de corrupción, o tal vez alguna presión ejercida sobre el Concejo entre las dos votaciones, porque cuatro de los cinco votos a favor se volvieron en contra o fueron abstención. “Ni siquiera pudimos saber quienes fueron los que votaron a favor o en contra, no nos han querido decir”, comenta Janis Meneses, vocera de la Asamblea Los Pinos y candidata constituyente por el distrito 6.

Denuncia de la Asamblea Los Pinos

Y es que no existe ninguna ley municipal que obligue a los concejales a hacer públicas sus sesiones. Simplemente les basta con declarar en su Reglamento Interno de Funcionamiento que sus votaciones serán a puertas cerradas. El artículo 4 del decreto 636[5] les abre la posibilidad de invitar a otras autoridades públicas o entidades privadas  para que asistan a las deliberaciones de sus Sesiones, Comisiones de Trabajo, Comités y Audiencias Públicas. También el artículo 14, Letra e) permite la difusión, a través de los medios de comunicación social, cuando el Concejo lo pida, de las actividades desarrolladas, las materias tratadas y los acuerdos adoptados en las respectivas Sesiones. La única manera de saber lo que pasó en la segunda votación de abril 2019 es recurriendo a la Ley de Transparencia. La Asamblea Los Pinos solicitó por intermedio de esta ley el acta de la sesión, pero nos dice que la municipalidad “no ha entregado los documentos”.

EL ANTEPROYECTO DE LA DISCORDIA

La municipalidad de Quilpué está en manos del partido socialista desde 2004, cuando fue elegido por primera vez su alcalde, Mauricio Viñambres, quien culmina en abril 2021 su cuarto y último mandato. En una entrevista con el medio La Tercera, publicada el 17 de enero 2020, en medio de los incendios, Mauricio Viñambres reconoció que había un anteproyecto inmobiliario, pero recalcó que había sido aprobado bajo el Plan Regulador Comunal[6] anterior. Sin embargo, esta declaración no es correcta, puesto que el anteproyecto fue aprobado en octubre de 2019, tres meses después de que entrara en vigencia el nuevo Plan Regulador Comunal (el 26 de julio). El alcalde también declaró que fueron hallados dos micro basurales ilegales en el área verde afectada por los incendios. Moderado en sus palabras, el alcalde evitó hablar de las sospechas que pesan sobre las inmobiliarias que podrían ser beneficiadas por los incendios. El alcalde dijo que no habia que “especular” respecto a las inmobiliarias, pero no dudó en especular sobre “gente demente” que podria estar ocasionando estos ecocidios. Qué tan demente o qué tan cuerda es la gente que inicia los incendios no es precisamente el tema, pero quizás sea interesante preguntarse si existen poderes fácticos que manipulan y se aprovechan de personas pirómanas para ejecutar sus crimenes. El alcalde insistió: “Aquí nosotros fuimos los que protegimos el área contra edificios, edificaciones, inmobiliarias en el lugar[7].

En Chile, el artículo 2, letra u) del decreto 636 faculta al Concejo a: Otorgar su acuerdo para la asignación y cambio de denominación de bienes municipales y nacionales de uso público bajo su administración, como asimismo, de poblaciones, barrios y conjuntos habitacionales del territorio comunal. Es decir que el destino de una área verde está en manos de un Concejo. Volviendo a la polémica sesión de abril 2019, esta sigue siendo un secreto bien guardado, hoy en manos del Secretario Municipal, que según los artículos 35[8] y 36[9], es el encargado de firmar y conservar un ejemplar del Acta, para consignarla en el Archivo Oficial donde queda bajo su estricta custodia. Mientras no hagan pública esta Acta, nos queda especular que lo que esconde la votación de abril 2019, no sólo podría afectar ciertos intereses electorales de los partidos representados en el Concejo, sino que también podría revelar una trama más oscura.

Revista Abril tuvo acceso al polémico anteproyecto: el permiso abarca una superficie de construcción de más de ciento veintisiete mil metros cuadrados, para un total de tres edificios de 24 pisos, dos edificios de 16 pisos, dos edificios de 21 pisos y dos edificios de 25 pisos, además de un strip center[10] y un restaurante. Todo esto ubicado en calle Las Barrancas en Quilpué, en una numeración que corresponde a la entrada del Parque Natural Los Pinos. Este anteproyecto data de octubre de 2019, tres meses después de que entrara en vigencia el nuevo Plan Regulador comunal que prohíbe las edificaciones de más de 8 pisos (catalogado como ZR4). Si este proyecto no se puede ejecutar bajo el actual Plan Regulador, por ser este suficientemente restrictivo como lo afirma el alcalde, ¿entonces por qué lo autorizaron en esta administración? Al leer el permiso, nos percatamos que su vigencia expiró en octubre 2020. Es ahí que entra en la historia el Ministerio de vivienda y urbanismo (Minvu). Para apoyar el sector inmobiliario en plena pandemia, el Minvu emitió una circular ministerial que abrió el derecho a prorrogar la expiración de proyectos y anteproyectos inmobiliarios[11]. Ahí fue cuando se tramitó la prórroga de muchos anteproyectos municipales. Es poco probable que este anteproyecto fuera un regalo para el próximo Concejo, sobre todo en esta turbulenta época electoral. Más bien, la pregunta sería: ¿hubo algún funcionario municipal beneficiado por esta prórroga? De todas maneras, los que iniciaron el incendio pueden haber tenido la intención de dejar el camino despejado para una próxima administración, ya que cada Concejo está habilitado a actualizar el Plan Regulador Comunal. Podríamos resumirlo de esta manera: mientras existen anteproyectos inmobiliarios que esperan pacientemente su turno, también existen criminales quienes, conscientemente o no, les despejan el camino con ecocidios. Si la fiscalía de Quilpué lleva a cabo una investigación profunda, debería exigirle al Concejo que haga pública el acta de abril 2019. Es el primer paso para poder averiguar si hubo algún tipo de tráfico de influencias dentro del Concejo.

Cert

VECINOS Y ORGANIZACIONES DE QUILPUÉ, UNIDOS POR EL MEDIO AMBIENTE

A raíz de esta filtración, y mientras persistían los incendios, surgieron varias protestas en Quilpué, todas organizadas por movimientos sociales independientes. La indignación llegó hasta el Congreso nacional, donde el diputado Diego Ibañez presentó un proyecto de ley para impedir la construcción inmobiliaria en suelos siniestrados por un periodo de treinta años[12]. Sin embargo, los diputados chilenos no tienen permiso para presentar proyectos que impliquen gastos públicos, lo que limita el proyecto de ley a la protección del medio ambiente, pero no permite una política pública de reforestación que potencie las áreas verdes siniestradas.

Con la intención de visibilizar a los ciudadanos que luchan desde sus comunas por la preservación del medio ambiente, decidimos viajar a Quilpué para conversar de estos temas con los vecinos de la Asamblea Los Pinos y Cabildo Belloto 2000. En el parque natural Los Pinos conversamos con Janis Meneses, vocera de la Asamblea y candidata constituyente, quien nos habló de la amenaza de ecocidio constante bajo la cual viven los vecinos del sector de Los Pinos. También estuvimos en el corazón de la ciudad de Quilpué, donde entrevistamos a Mathias Martinez, vocero de Cabildo Belloto y candidato constituyente. El 19 de enero, el Cabildo Belloto convocó una manifestación, -que nuestra Revista cubrió- a favor del proyecto de ley del diputado Ibañez. La protesta culminó en la municipalidad de Quilpué, para manifestar el rechazo al alcalde por su manejo de la crisis ambiental. La misma tarde de la protesta, el alcalde Mauricio Viñambres revocó el anteproyecto inmobiliario otorgado en 2019. Más específicamente, el Municipio emitió una Resolución, firmada por el Director de Obras Municipales, donde se deja sin efecto la suspensión de plazos de vencimiento de los anteproyectos inmobiliarios. Por ende, los anteproyectos que se mantenían gracias a la circular ministerial del Minvu expiraron de una vez. Esta Resolución es una prueba más de que, cuando una problemática social alcanza un alto nivel de mediatización, si en ese preciso momento ya están consolidadas las organizaciones sociales, locales y vecinales, entonces la presión social que se ejerza sobre las instituciones puede dar sus frutos.

Gracias a los dirigentes sociales y a todos los vecinos entrevistados, pudimos darle cuerpo al pequeño video reportaje que presentamos a continuación:

EL COMPROMISO DEL PARQUE LOS PINOS

El 5 de febrero pasado, el candidato a gobernador Rodrigo Mundaca firmó un compromiso con las organizaciones sociales para declarar al Parque Natural Cerro Los Pinos como un Santuario de la naturaleza. La vocera de la Asamblea Vecinal Los Pinos y la dirigente de la agrupación Acción Barrial firmaron como ministras de fe. Con esto, ambas organizaciones iniciaron un ciclo de firmas[13] para proteger uno de los pocos pulmones verdes que quedan en la comuna. El compromiso señala que, «de salir electo” Gobernador en las elecciones de abril 2021, Rodrigo Mundaca hará “todos los esfuerzos por declarar al Parque Natural Cerro Los Pinos como un santuario de la naturaleza”, porque reconoce “el estado de amenaza” en que se encuentra. Por el momento, la pelota está en el campo del ministro del Medio Ambiente y del Consejo de Ministros para la Sustentabilidad, que entre muchas atribuciones, tienen la facultad de proponer al presidente de la República la creación de un Santuario de la naturaleza.

A dos meses de las elecciones de abril, el tema medioambiental ha logrado focalizar la atención y posicionarse como un tema crucial, y eso gracias a las acciones de diversas organizaciones locales y medioambientales. Este fenómeno político puede observarse en varias regiones del país,  pero se percibe con mucha fuerza en la Región de Valparaíso, zona de sacrificios y catástrofes ambientales, donde los habitantes están cansados de ver a las grandes empresas, locales y extranjeras, usufructuar con sus suelos a costa de su calidad de vida. 

Rodrigo Mundaca, candidato a gobernador, firmando el compromiso medioambiental con Asamblea Los Pinos.

[1] El Plan Regulador Comunal es un plan de planificación territorial que se decide en el Concejo y contiene un conjunto de disposiciones sobre condiciones de edificación, espacios urbanos y de comodidad en la relación funcional entre las zonas habitacionales, trabajo, equipamiento y esparcimiento…(Artículo 41 LGUC).

[2] Fiscalía de Quilpué abre investigación por incendio forestal y Conaf habla de una «intencionalidad extrema» | Emol.com

[3] Más de 4 mil hectáreas consumidas dejan incendios forestales activos en Valparaíso, Maule y Ñuble

[4] https://www.instagram.com/p/CKHddqJrwUm/

[5] REGLAMENTO DE FUNCIONAMIENTO DEL CONCEJO MUNICIPAL Decreto-636 EXENTO 20-ABR-2015 MUNICIPALIDAD DE COINCO (Biblioteca del Congreso | LeyChile)

[6] El Plan Regulador Comunal  es un un instrumento de planificación territorial decidido en el Concejo Municipal, que contiene un conjunto de disposiciones sobre adecuadas condiciones de edificación, y espacios urbanos y de comodidad en la relación funcional entre las zonas habitacionales, de trabajo, equipamiento y esparcimiento. (Artículo 41 LGUC)

[7] Alcalde de Quilpué sobre zona siniestrada por incendio: “Con el plan regulador nuevo ahí no se pueden construir edificios”

[8] ARTÍCULO 35º Un ejemplar del Acta se consignará por estricto orden de fecha, en el Archivo Oficial o Libro de Actas del Concejo respectivo, el cual se mantendrá bajo la custodia permanente y exclusiva del Secretario Municipal.

[9] ARTÍCULO 36º El Acta correspondiente a cada Sesión deberá ser firmada por el Secretario Municipal y se remitirán copias de estas a los Concejales, las cuales serán autorizadas por dicho Secretario. Estas se podrán enviar por los medios tecnológicos o electrónicos, que para el efecto disponga el municipio.

[10] El negocio de los “strip center” y sus efectos

[11] Minvu facilita trámites municipales para construcción de viviendas

[12] Proyecto de ley que propone modificar la ley N°20.283, sobre Recuperación del bosque nativo y fomento forestal, para establecer deberes, exigencias y prohibiciones en relación con los incendios forestales y los terrenos siniestrados:

https://www.camara.cl/verDoc.aspx?prmID=14342&prmTIPO=INICIATIVA

[13] https://docs.google.com/forms/d/e/1FAIpQLScZNcc8b9BEPkr2T_z3gKEcy8cksFCR6i8nw3bFOaqXcrgUjA/viewform