Publicado Octubre 08, 2020
Nada ni nadie podrá romper la eterna amistad entre Argentina y Venezuela

“Poco sabemos de las opiniones que prevalecen en Buenos Aires, Chile, y el Perú. Juzgando por lo que se trasluce, y por las apariencias en Buenos Aires habrá un Gobierno Central en que los militares se lleven la primacía por consecuencia de sus divisiones intestinas y guerras externas. Esta Constitución degenera necesariamente en una oligarquía ó una monocracia con mas ó menos restricciones, y cuya denominación nadie puede adivinar. Seria doloroso que tal cosa sucediese, porque aquellos habitantes son acreedores a las más espléndidas glorias”

Simón Bolívar. Carta de Jamaica. 6 de septiembre de 1815.

“Reciba pues V.E sus votos eficaces por la gloria y el acierto, sírvase admitir igualmente mi reconocimiento a ínterin llega la ocasión favorable de reiterar a V.E mis respetos y espero que la unidad de la causa que anima a ambos ángulos de la América contribuirá a franquear la hospitalidad y acogida que reclamen en el territorio de V.E los ciudadanos pertenecientes a las Provincias Unidas de Sud América, cuya suprema dirección me está encargada, como me honraré en dispensarla deliberadamente a los súbditos de V.E”.

Juan Martín de Pueyrredón. Carta a Bolívar. 19 de noviembre de 1816

“Llegará el día en que coronado de laureles, vayan a unirse nuestras armas triunfantes llevando los extremos del continente austral al centro oscuro donde mora en sus últimas trincheras el despotismo agonizante, la paz, la fraternidad y la libertad: objetos adorados de tantos anhelos y de tantos trabajos”

Proclama de Pueyrredón a “los generosos habitantes de tierra firme en Sud América” 19 de noviembre de 1816.

“V.E debe asegurar a sus nobles ciudadanos que no solamente serán tratados y recibidos aquí como miembros de una república amiga, sino como miembros de nuestra sociedad venezolana. Una sola debe ser la patria de todos los americanos, ya que todos hemos tenido una perfecta humanidad”.

Carta de Bolívar a Juan Martín Pueyrredón. 1° de junio de 1818.

“Habitantes del Río de la Plata: la República de Venezuela, aunque cubierta de luto, os ofrece su hermandad; y cuando cubierta de laureles haya extinguido los últimos tiranos que profanan el suelo, entonces os convidará a una sola sociedad, para que nuestra divisa, sea Unidad en la América Meridional”.

Proclama de Bolívar a los habitantes del Río de la Plata, 12 de junio de 1818.

“El vencedor de Chacabuco y Maipú, el hijo primero de La Plata, ha olvidado su propia gloria al dirigirme sus exagerados encomios; pero ellos le honran porque son el testimonio más brillante de su bondad y propio desprendimiento. Al saber que V.E ha hollado las riberas del Perú, ya las he creído libre; y con anticipación me apresuro a congratular a V.E. por esta tercera patria que le debe su existencia”

Bolívar en carta a San Martín. 10 de enero de 1821

“Realmente el pueblo argentino está muy agradecido con el pueblo venezolano y de vuestro gobierno querido Hugo, que en los momentos más difíciles, cuando nadie miraba a la Argentina nosotros tuvimos la actitud solidaria del gobierno y pueblo venezolano. Cosa que no olvidaremos nunca los argentinos. Los argentinos estamos permanentemente reconocidos de esa actitud solidaria del pueblo venezolano que en los momentos más difíciles cuando parecía que la Argentina se extinguía nos estuvo ayudando, no a un gobierno, ni a un gobernante sino a un pueblo en general que luchaba por resurgir y recuperar viajas glorias, que en verdad, ese modelo oscurantista de la década de los 90 había casi sepultado [de] las aspiraciones y las ilusiones de todos los argentinos”

Néstor Kirchner. 6 de agosto de 2010.

“A nosotros nos duele mucho el tema Malvinas, nos duele […] Como se sabe, este es un tema no solo argentino, es de todos nosotros […] Si al imperio británico se le ocurriera agredir militarmente a Argentina, Argentina no estará sola en esta ocasión, Venezuela no es una potencia, pero algunos hierros tenemos y voluntad para enfrentar cualquier agresión imperialista a un país hermano”.

Hugo Chávez. 5 de febrero de 2012.

No hay Albertos Fernández ni Felipes Solás alguno que puedan romper la eterna amistad y solidaridad de los pueblos argentino y venezolano. Prueba de ello son las miles de manifestaciones de hermandad y apoyo que hemos recibido durante el día de ayer y de hoy miércoles 7 de octubre de ciudadanos y ciudadanas argentinas, después que su gobierno se plegara al Grupo de Lima, a Estados Unidos y Europa en la agresión contra Venezuela, pensando que de esa manera va a obtener la clemencia del FMI.