Luis casado
Luis Casado
E-mail
diarioelect.politika@gmail.com
¿Y la teoría económica? Se la han pasado por la alfombra que recubre las amígdalas del sur, lo que no es de extrañar: la pinche teoría económica nunca tuvo otra utilidad que la de justificar la concentración de la riqueza en manos de un puñado de privilegiados.
La hipocresía en materia de Derechos Humanos reclama una Copa del Mundo. Los candidatos al podio son legión, preferentemente entre quienes se auto designan como demócratas y progresistas.
El 18 de marzo de 1871 el pueblo de París proclamó la Comuna, y resistió durante 72 días, hasta el 28 de mayo. No a los asaltos de las tropas extranjeras, sino a los de sus propios generales, a las órdenes del gobierno de Adolphe Thiers. París fue sometido a sangre y fuego.
Cansado, decididamente hastiado, apagó el televisor, malhumorado.
¿No es absurdo confiarle a una empresa privada la gestión de un elemento vital para la vida y la salud de la población? Una vez más Einstein tiene razón: “Si la idea no es a priori absurda, no tiene futuro”. Gracias a dios (y a la virgen María) esto no pasa en Chile..
No basta con decirlo una vez: hay que repetirlo hasta la saciedad. La crisis sanitaria está provocando otra gigantesca crisis económica que, como siempre, pagará el personal. Entretanto, el proceso de concentración de la riqueza en las manos de un puñado de privilegiados se acelera..